Una serie de reclamos registra hasta el momento la nueva versión del CyberDay Chile, ya que –según los eventuales compradores- las ofertas son casi escasas o inexistentes en algunos casos y muchos de los precios de este CyberDay son superiores a los de días anteriores con precios inflados o iguales a los ofrecidos en las tiendas del Retail. Así como también los reclamos abarcan los típicos problemas de conexión con el sitio Internet.

En las redes sociales se registra un sin número de reclamos, incluso a pocos minutos de haberse abierto la jornada, a las 00.00 horas de este lunes.
Cabe recordar que este CyberDay se extenderá hasta las 24:00 horas del martes.

Hay que señalar el Servicio Nacional del Consumidor (SERNAC) entregó una serie de recomendaciones para quienes deseen realizar compras en alguna de las 52 empresas que este año participan en esta jornada de 48 horas de comercio electrónico.

– Que se informe el precio y se respete; que el producto sea de calidad; y que la empresa responda en caso de problemas. Se recomienda que los consumidores almacenen, impriman y guarden la información contenida en la publicidad y en la página web, la cual debe ser cumplida, y forma parte del contrato.

– Los consumidores se puedan arrepentir del contrato en este tipo de compras dentro de los 10 días siguientes desde que recibió el producto o contrató el servicio, siempre que la empresa no informe lo contrario.

– Es obligación de la empresa enviar una confirmación escrita del contrato. De no ser así, el plazo de retracto se extiende a 90 días.

– Las empresas deben respetar lo que se indique en la publicidad. Esto es, si se ofrece un determinado rango de descuentos en un lapso de tiempo, esta promesa debe ser cumplida.

– Las empresas deben informar clara y oportunamente los eventuales costos de los despachos y respetar las fechas establecidas para la entrega de los bienes y servicios.

– En el caso de la utilización de frases como «hasta agotar stock», las empresas deben señalar los días que durará la respectiva promoción u oferta, y también detallar el número de productos o servicios disponibles.

– Si el producto viene defectuoso, el consumidor tiene derecho a exigir la garantía legal dentro del plazo de los tres primeros meses desde la compra: elegir entre el cambio, la reparación o la devolución de lo pagado, esto a su elección.

– Las empresas deben proteger los datos personales y financieros de los consumidores, lo que implica, por ejemplo, que no los pueden compartir con otros proveedores sin su autorización.

– Ante eventuales errores en precios, las empresas deben asumirlo y hacer la corrección pertinente para evitar nuevos problemas.

Las empresas de descuento deben responder al consumidor ante un problema, aunque hayan actuado como intermediarias de otras.