Google le apuesta a múltiples áreas de la industria y del mercado para que sus teléfonos celulares modulares cambien la manera en la que compres y uses tu ‘smartphone’.

Este proyecto tiene como objetivo desarrollar una plataforma de hardware que pueda basarse de módulos. Esto significa que el dispositivo tendría sus componentes (pantalla, procesador, Wi-Fi, etc.) en un marco que los mantenga unidos y funcionales entre sí. De tal manera, si se te rompe la pantalla porque se te cayó el celular, podrás cambiar sólo el módulo de la pantalla, prácticamente de una manera similar a como cambiarías una ficha de Lego.

También te preguntarás: ¿se zafan la piezas con facilidad? No. En realidad, cada pieza o módulo está suficientemente aprisionado para que no se caiga por sí solo y que requiera cierta fuerza para removerlo o colocarlo. Tampoco es pesado y no es mucho más grueso que muchos teléfonos del mercado.

Aunque los celulares modulares del Proyecto Ara de Google siguen en desarrollo, la empresa dijo que Puerto Rico sería el mercado piloto para disfrutar y conocer primero estos dispositivos.

Reparación y actualización fácil

Los celulares Ara no están dirigidos sólo para repararlos fácilmente en caso de emergencia, sino también para que sean fácil de actualizar. Si después de un año quieres actualizar tu cámara de 8 megapixeles a una de 13, sólo necesitarás cambiar el módulo de la cámara y listo.

De tal forma, con el Proyecto Ara no tendremos que comprar un teléfono nuevo cada vez que se nos rompa la pantalla o se nos dañe un componente. De la misma manera, si queremos actualizar sólo un componente (cámara, pantalla, procesador, etc.), solamente tendremos que cambiar ese componente específico y no el dispositivo completo.

Acá un video de este proyecto.